5 de julio de 2007

Festival de Teatro Clásico de Almagro

Hace justo un año, tras ver en Madrid el musical Cabaret, pasé cinco estupendos días en Almagro, hospedada en el Parador, el antiguo Convento de San Francisco, de 1596, una maravilla. Y por supuesto disfruté el “Festival de Teatro Clásico”

Poder ver una función de teatro en “El corral de Comedias”, es todo un lujo. Cerré los ojos y viajé al siglo XVII, me ví, vestida de sedas y brocados asistiendo a una función de Tirso, de Lope o Cervantes, entre cortesanos y plebeyos. Ya despierta y en el siglo XXI, la que disfruté fue el “Cerco de Numancia” de D. Miguel de Cervantes.

En el “Hospital de S. Juan”, la función en cartel era “Don Gil de las Calzas Verdes”, de Tirso de Molina, representada por la "Compañía Nacional de Teatro Clásico", estupenda, no puedo pasar por alto el vestuario, esplendido, diseñado por Lorenzo Caprile.


Cinco maravillosos días disfrutados a tope, volveré, merece la pena. Animo a todo aquel que pueda a acercase por Almagro en el mes de julio, a que lo haga, altamente recomendable. El calor soportable, y por supuesto, hay que comer berenjenas.


Hasta la próxima, o no.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Pues vosotros diréis...